Medicreporter

Kétchup casero - receta comprobada

Kétchup casero - receta comprobada

13.02.2016 13:25

Valoración: 5.0/5 sobre la base de 1 valoraciones

La famosa salsa añadida a carnes, bocadillos, tostadas o patatas fritas sabe aún mejor si la preparas en casa. No es tan difícil como parece. Conoce su receta infalible para disfrutar del sabor de un verdadero kétchup casero.

Aunque en las estanterías de las tiendas no faltan kétchups de diferentes productores, cada uno sabe que los productos elaborados en casa siempre saben mejor. Además, preparando un kétchup casero no tienes que preocuparte por el contenido de conservantes o demasiada cantidad de azúcar. Tienes el pleno control sobre su composición. Los kétchups de las tiendas a menudo se elaboran a base de un concentrado de tomate y no de tomates de verdad. Es más, con cada vez mayor frecuencia, una gran parte de la composición de los productos elaborados es... el agua.

Además, las salsas de las tiendas muchas veces se enriquecen con vinagre espirituoso y como espesante se utiliza fécula de patata o goma arábiga. No obstante, el mejor sabor del kétchup se esconde en tomates maduros e ingredientes únicamente naturales.

Conoce cómo elaborar esta salsa deliciosa. ¡Con esta receta seguro que te saldrá bien!

Ingredientes que necesitas

- 2,5 kg de tomates maduros

- 2 pimientos verdes

- 0,5 kg de cebolla

- 1 cucharadita de pimentón dulce

- 1,5 cucharada de sal

- 4 cucharaditas de aceite

- media cucharadita de pimienta negra molida

- 3,5 cucharadas de azúcar de caña

- medio vaso de vinagre de manzana

- 2 dientes de ajo

Modo de preparación:

Escalda los tomates y quítales la piel. Corta los pimientos y las cebollas en trozos pequeños. Hierve las verduras en una olla, añade ajo, pimentón, pimienta, vinagre de manzana, azúcar y aceite. Cuécelo todo durante 8-10 minutos. A continuación, cuela la masa por un colador o bátela. Cuécela durante los siguientes 35-45 minutos hasta que el kétchup esté espeso.

Dependiendo del gusto, puedes añadir a tu kétchup hierbas (por ejemplo, albahaca, orégano) o chile, si quieres conseguir un sabor más picante. Vierte la salsa caliente en botes y cuando se enfríe, colócalos en la nevera. El kétchup preparado de esta manera será mucho más sabroso que los productos de la tienda y te durará más. ¡Buen provecho!

Ver también:

Granada: ¿por qué vale la pena incluirla en la dieta?
Granada: ¿por qué vale la pena incluirla ...
Sirope de saúco negro, bueno para todo
Sirope de saúco negro, bueno para todo
Propiedades curativas del arándano
Propiedades curativas del arándano

Añadir comentario:

Comentarios:

Merece la pena saber sobre nuestra salud - recibe los últimos artículos.